Un carro vale más robado que nuevo

Por: Erick Frasser | Octubre 13, 2016

El valor de los carros hurtados puede incrementar un 20 por ciento por la venta individual de sus piezas. Es la explicación que entrega el presidente de Asopartes Colombia, Tulio Zuloaga, frente a la noticia del incremento de robo automotriz en la ciudad de Bogotá.

En la capital se han incrementado el robo de automotores, pues se pasó de 1.070 casos en el primer semestre de 2015 a 1.219 en el mismo periodo del presente año. Se puede decir que en los primeros seis meses de este año, se robaron en promedio 6 carros a diario en la capital del país.

 

“Las piezas de estos vehículos son muy apetecidas en el mercado, entre otras razones porque se vuelven difíciles de conseguir y los ladrones ven una oportunidad de lucro con este delito”, indicó el presidente de Asopartes, Tulio Zuloaga.

 

El experto en seguridad automotriz, Hugo Acero, afirma que el problema no se ha podido erradicar,  porque “las organizaciones criminales dedicadas a esta actividad ilegal tienen mayor capacidad porque no basta con robar el carro, es necesario que lo lleven a un sitio para que lo exporten o lo desbaraten para venderlo por partes”.

 

Además, según información de la Fiscalía General de la Nación, las autopartes que hurtan en Bogotá las están comercializando como nuevas en varias regiones, como es el caso de 20 vehículos robados en la ciudad de Bogotá, que fueron encontrados a punto de ser desmantelados y comercializados por Cundinamarca.   

 

“No son bandas, son carteles e incluso pueden llegar a desaparecer un vehículo en 20 minutos. Cuando una persona avisa a la Policía, el carro ya no existe. Los delincuentes pueden llegar a tener hasta récord Guinness en ese sentido”, aseveró Tulio Zuloaga, de Asopartes.

 

Las autoridades vienen investigando las paso de estas bandas para poder actuar  contra este delito,  afirmando que preparan golpes contra las grandes estructuras delincuenciales que se dedican al hurto de vehículos. Aun así, piden la colaboración de los conductores pues la mayor parte de los robos que ocurren en la ciudad, se deben a descuidos en las vías públicas sin usar la violencia.

 

“A esas bandas las hemos venido desarticulando, pero hay que anotar que el 80 por ciento se hace mediante la modalidad de halado. Y aunque es cierto que hay pocos parqueaderos, muchas personas dejan sus vehículos noches enteras en la calle”, afirmó el coronel Douglas Restrepo, jefe de la Sijín de la Policía de Bogotá.


Comentarios