¿Fuerza desmedida?

Por: Katerine Leal @KT_Leal | Junio 29, 2016

El video en el que un hombre perteneciente a la comunidad indígena es esposado a un árbol por parte de la policía ha generado indignación. Para varios defensores de derechos humanos este tipo de situaciones son claros hechos de abuso de autoridad. Sin embargo, en el nuevo código de policía, este tipo de procedimientos son permitidos ¿qué garantías tienen entonces los ciudadanos para que se cumplan sus derechos? ¿Se ha cambiado la premisa de “presunto inocente” a la de “posible culpable”?

Durante cerca de un día Martín Ayala estuvo privado de la libertad luego de ser aprehendido por parte de efectivos del CAI Monserrate de la Policía Nacional. De acuerdo con su abogado, el defensor de derechos humanos y director de la Corporación Social para la Asesoría y Capacitación Comunitaria (COSPACC) fue increpado por policías cuando intentaba que estos explicaran la razón por la cual se encontraban interrogando y requisando a un amigo suyo a escasos metros del mencionado CAI.

 

Los agentes en principio le dijeron que no era asunto suyo, pero luego le exigieron que entregara su documento de identidad. Martín se limitó a exhibir su cédula de ciudadanía y a enunciar el número de la misma, pero los policiales no se conformaron con ello e intentaron despojarlo de su documento, ante lo cual el defensor de derechos humanos se opuso, tratando de evadir el acoso de los funcionarios, según el relato publicado en el portal Trochando Sin Fronteras.

 

Varios de los policías aprehendieron a Ayala, lo inmovilizaron y lo esposaron a un árbol ubicado junto al CAI. Allí fue encontrado por el abogado Armando Niño y por el también defensor de derechos humanos, Franklin Castañeda, como lo evidencia el video publicado en el perfil de Twitter del Representante a la Cámara por Bogotá Alirio Uribe.

 

 

De acuerdo con los abogados, los policías intentan señalar a Martín, con fines de judicialización, a Ayala por el delito de ‘violencia contra servidor público’. Esta maniobra judicial utilizada por la policía para justificar la detención y maltrato al que fue sometido Martín se basa en una supuesta agresión a una funcionaria de policía, hecho que nunca existió.

 

Martín Ayala fue trasladado a la URI de Puente Aranda en donde un fiscal no levantó cargos ya que Medicina Legal reveló que no hubo ningún tipo de agresión y fue puesto en libertad.

 

¿Cuál es el contexto detrás de la captura a Martín?

Para el Representante a la Cámara por Bogotá, Alirio Uribe “ahí se presentan varias cosas que son problemas que ya vienen, y que van a mantenerse, con el nuevo código de Policía y es la posibilidad de que se hagan requisas de manera indiscriminada a personas que el policía de turno considere que son sospechosas o vistan raro, es decir con criterios subjetivos”.

 

Lea aquí el Código de Policía (Página 43 -44 Artículo 159 Registro a Persona)

 

“El tema de las requisas o de conducción de la personas para ponerle una medida en otro lugar se terminan convirtiendo en capturas administrativas que se vuelven en capturas ilegales, por lo que desde el punto de vista de este caso lo que ilustra es cómo la policía detiene por lo que quiere a una persona y otra interviene y también termina capturada, encadenada a un árbol”, añade Uribe.

 

De acuerdo con el Representante, “este tipo de casos pasan todos los días. La Policía debe respetar a los ciudadanos, así requieran ser detenidos. Y lo que va a permitir el nuevo código de policía son capturas que pueden posibilitar violaciones de Derechos Humanos o discriminación, porque normalmente cuando la policía aborda personas no lo hace en estratos altos, sino en las zonas más populares, lo que evidencia que siempre se utilizan patrones de discriminación, criterios arbitrarios que permiten, de una u otra manera, capturar personas”.

 

Para Uribe el mayor problema está en que “si esto se hace con el actual código, cuando se implemente el nuevo, que tiene más causales para capturas administrativas, se cree que los abusos se van a intensificar”.

 

¿Qué pueden hacer los ciudadanos si se ven involucrados en un caso de abuso por parte de la fuerza pública?

El Representante a la Cámara, quien también es abogado en Derechos Humanos, cree que “cada vez van a haber más denuncias de atropellos de la policía hacia los ciudadanos. Sin embargo, la mayoría de esas denuncias no se resuelven, por eso tendremos que tener un mayor control social sobre las actuaciones de la Policía”.

 

Para muchos colombianos queda la sensación de que con el nuevo Código de Policía, los ciudadanos pasarán de ser presuntos inocentes a “culpables hasta que se demuestre lo contrario” ya que la Policía podrá basarse en sospechas, supuestos y criterios subjetivos para detener a alguien, según el código. 


Comentarios