Profesora al desnudo

Por: Katerine Leal @KT_Leal | Julio 14, 2016

Está claro que la mezcla entre desnudos y cámaras, en estas épocas, no desencadenan nada bueno. y así lo vive una docente de Cereté, Córdoba, quien decidió tomarse unas fotos desnudas como parte de un proyecto artístico. Sin embargo las cosas no salieron para nada bien, pues las fotos terminaron en las redes sociales y la maestra despedida. 

La víctima de este escándalo es una profesora de inglés en un prestigioso colegio privado de Cereté, quien de la noche a la mañana por cuenta de las fotos que terminaron filtradas en las Redes Sociales, se convirtió en la mujer más conocida de esa población cordobesa.

 

Pero ella no es la única que se ha visto involucrada, ya que las fotos eróticas de la docente fueron tomadas por el director del Centro Cultural  ‘Raúl Gómez Jattin’ de ese municipio, Ismael Morales Padrón acusado también de haberlas divulgado. 

 

 

 

Él se defendió argumentando que “ella me contactó a través de Facebook y me dijo que necesitaba un estudio fotográfico. Acordamos el precio, locaciones y de la manera más profesional le hice las fotos en las distintas poses que ella escogió. No sé quién las publicó”. Morales renunció al cargo presionado por el escándalo.

 

“Yo accedí a tomarme unas fotografías artísticas en sitios públicos de Cereté, más adelante Ismael me insinúa que sería bueno tomar unas fotos más explícitas, desnudos, pero bajo la condición de que iban a quedar resguardadas, y que él me entregaría el material fotográfico y que en ningún momento él se quedaría con copia de mis fotos”, dijo la docente, quien denunció al ex funcionario ante la Fiscalía y entregó como prueba a la Fiscalía un computador que le prestaron a ella y era de propiedad del centro cultural.

 

 

En su defensa Morales aseguró: “Yo cumplí con mi trabajo. Tomé las fotos y se las entregué a ella. Me pagó por el trabajo. Nunca me dijo para qué eran y yo tampoco le pregunté porque esas son cosas que no se preguntan a un cliente”, añadió el fotógrafo.

 

La alcaldía de Cereté, a través de un comunicado informó que el fotógrafo era un contratista y que salió del cargo de forma voluntaria después que se levantó la controversia por este tema.

 

La administración municipal añadió que él era “la persona encargada y responsable” del computador que está siendo investigado.


Comentarios