Micos, rebajas y otras ‘avionadas’

Por: Katerine Leal @KT_Leal | Junio 15, 2016

Un tire y afloje se ha generado en torno al proyecto de Ley que quiere ponerle fin a cobro de penalidades económicas que  las compañías hacen a los usuarios por cancelación de los tiquetes. Aerolíneas denuncian que de ayer a hoy se colgó un ‘mico’ que abriría la posibilidad de aplicar las mismas reglas a las tarifas promocionales, lo que significaría la “sepultura inmediata” a las tarifas bajas. Representante que impulsa esta ley afirma que esta información es “totalmente falsa”. 

Este miércoles 15 de junio, desde las tres de la tarde, el Senado en pleno discutirá el proyecto de Ley 037 de 2014 Cámara – 074 de 2015 propuesto por el Representante Eduardo Crissien Borrero para que se eliminen las penalidades a los consumidores en los tiquetes aéreos.

  

De ser aprobado, el proyecto que se encuentra en estos momentos en segundo debate, agregará un artículo a la ley 1480 de 2011, cuyo objetivo es proteger y garantizar los derechos e intereses económicos de los consumidores, para terminar con el cobro a los usuarios de las aerolíneas que devuelven sus tiquetes después de comprarlos.

 

El Proyecto de Ley 037 de 2014 Cámara – 074 de 2015 Senado “Por medio de la cual se establecen mecanismos de protección al usuario del servicio de transporte aéreo nacional de pasajeros y se dictan otras disposiciones” de autoría del Representante Eduardo Crissien Borrero, pasa a último debate el día de hoy.

 

Durante sus cuatro debates, hubo fuertes críticas de los congresistas frente al desequilibrio en las penalidades que las aerolíneas cobran a sus usuarios y celebraron la iniciativa que busca lograr condiciones de equilibrio en el servicio de transporte aéreo nacional de pasajeros. Además, de reducir drásticamente las penalidades por cambio en el itinerario del tiquete, que pasarán de 100 mil pesos a aproximadamente 30 mil pesos.

 

Igualmente se estableció que las aerolíneas deberán respetar el derecho a retractarse de sus usuarios, el cambio de datos personales erróneos, así como también deberán informar claramente las condiciones de los tiquetes que los usuarios están adquiriendo.

 

“Cuando se sancione este proyecto y se convierta en Ley de la República, favorecerá a más de 30 millones de pasajeros que anualmente hacen uso del servicio y frenará tajantemente los abusos de las aerolíneas. Con esta Ley, será la Aeronáutica Civil la encargada de velar por el cumplimiento de estos derechos y por la aplicaciones de las sanciones correspondientes en caso contrario”, comentó el Representante a la Cámara, Eduardo Crissien.

 

Cabe aclarar, que el Proyecto tuvo intervención de todas las partes afectadas incluyendo a las Aerolíneas a través de su gremio, ATAC. Esto garantiza que las medidas adoptadas no afectan la dinámica del mercado de transporte aéreo de pasajeros, los precios en los tiquetes y las promociones ofrecidas por los transportadores.

 

Las medidas dispuestas en este proyecto de ley tendrán lugar cuando el pasajero avise a la aerolínea con antelación suficiente, para que las mismas logren vender la silla que queda vacía y de ésta manera no se afecten sus ingresos. Conozca el texto completo del proyecto aquí.

 

“La presente iniciativa no afecta a ninguna de las partes y por el contrario, beneficia y protege enormemente a los pasajeros colombianos, que en adelante podrán realizar cambios, correcciones o devoluciones de tiquetes sin incurrir en las onerosas penalidades que actualmente cobran las aerolíneas”, puntualizó Eduardo Crissien.

 

Por su parte la aerolínea VivaColombia emitió un comunicado en el que manifiesta su preocupación frente a las presuntas “cinco implicaciones reales, si proyecto de ley afecta tarifas promocionales”.

 

En el comunicado la compañía manifiesta: “Si bien inicialmente este proyecto exoneraba las tarifas promocionales, que son las que hoy le permiten a los colombianos viajar con mayor facilidad y frecuencia, el día de ayer se abrió la posibilidad de aplicar las mismas reglas a las tarifas promocionales, lo que significaría la sepultura inmediata a las tarifas bajas que VivaColombia ha traído a los colombianos”.

 

Frente a esta información, Confidencial Colombia contactó al Representante Crissien quien manifestó que desconoce de dónde salen este tipo de señalamientos: “Yo si quisiera saber de dónde sacaron esa información. Usted puede pedirle a la Secretaría General de la Cámara todas las proposiones presentadas por los diferentes senadores que fueron estudiadas por quienes conforman esta comisión y ninguna, ninguna ha sido incluida a tarifas promocionales”.

 

De acuerdo con Crissien lo que se pretende con esta medida es proteger al usuario ante las multas que imponen las diferentes aerolíneas por cambio de fecha del pasaje, modificación del destino o porque el pasajero decide no hacer uso del tiquete.

 

“Lo que buscamos es eliminar las penalidades por cambio de horario o fecha y que está establecida en 50 dólares, aparte de eso, le dicen que en su tarifa no hay cupo y debe pagar una tarifa de 150 mil pesos, y casi siempre el valor que le toca pagar es igual o superior al tiquete que inicialmente adquirió, por lo tanto en este proyecto buscamos es aliviar a los pasajeros eliminando esa multa de 50 dólares para que no sufran más por los abusos de la aerolíneas en Colombia”, dijo el representante.

 

Consultamos el texto definitivo el cual será debatido esta tarde en el Senado, respecto al tema indica: “Derecho de Retracto para los Tiquetes Aéreos. En los contratos para la prestación del servicio de transporte aéreo nacional de pasajeros que se perfeccionen a través de los mecanismos de venta a que se refiere el Decreto 1499 de 2014, se entenderá pactado el derecho de retracto en favor del adquiriente del tiquete.

 

El ejercicio del derecho estará sujeto a las siguientes reglas:

El retracto deberá ser ejercido, a través de cualquier canal de atención del vendedor, dentro de las cuarenta y ocho horas corrientes siguientes a la operación de compra.

 

El retracto solo podrá ser ejercido con una anterioridad igual o mayor a ocho días calendario entre el momento de su ejercicio oportuno y la fecha prevista para el inicio de la prestación del servicio para operaciones nacionales.

 

La retención que se hace al usuario se efectuará a favor del transportador. Dicho valor no podrá ser superior al diez por ciento del valor recibido por concepto de tarifa, excluyendo tasas, impuestos y tarifa administrativa. En ningún caso, dicho monto podrá exceder los sesenta mil pesos.

 

Las sumas establecidas en el presente artículo, serán reajustadas el primero de febrero de cada año de acuerdo con el aumento en el Índice de Precios al Consumidor (IPC) del año inmediatamente anterior.

 

Se excluyen aquellas tasas, impuestos y/o contribuciones que por regulación no sean reembolsables”.

 

En palabras del Representante lo que este proyecto de ley hace es crear el derecho de retracto. “Cuando el pasajero compra un tiquete adquiere un servicio de transporte aéreo, no una obligación, por lo tanto si desiste de viajar, pues tiene derecho a que le reembolsen su dinero. Si el pasajero decide no viajar, le deben devolver el dinero. Hay unos gastos administrativos que se dejan en el proyecto que son del orden de 60.000 pesos, pero con un tiquete de 500.000 o 600.000 pesos, 70.000 pesos es un costo muy bajo”, afirma Crissien.

 

En cuanto al tema de las tarifas promocionales el representante afirmó: “Las tarifas promocionales seguirían exentas de toda penalidad. Estas son tarifas que se mueven mucho en el mercado y benefician a bastantes usuarios. Las aerolíneas y la Aerocivil hicieron mucho énfasis en que esas tarifas deberían permanecer como están”.

 

Sin embargo para VivaColombia, esta iniciativa plantea cinco mitos, que revisados con el modelo de la aerolínea, “se quedan sin fundamento”. 

 

MITO

VERDAD CON VIVACOLOMBIA

Todas las penalidades  están alrededor $150.000

¡FALSO!  En VivaColombia el cargo administrativo para cambiar la fecha del vuelo es de $50.000

Esa cifra es mucho menor que lo que significaría el costo de que los  pasajeros asuman el precio de las sillas vacías en cada vuelo.

Todas las aerolíneas cobran penalidades por correcciones ortográficas en los nombres

¡FALSO! En VivaColombia realizamos el cambio gratis si se trata de un error de digitación en nombre, apellido o documento de identidad

Cuando un pasajero cambia de fecha, la diferencia tarifaria, siempre está por encima de $100.000

¡FALSO! En VivaColombia, muchas veces los clientes ni siquiera tienen que pagar diferencia tarifaria.

Permitir que el pasajero desista del vuelo 48  horas antes del viaje es lo mejor que le puede pasar a los viajeros en Colombia.

¡FALSO!  Eso es absolutamente erróneo porque si el pasajero reserva una silla con semanas de anticipación, obviamente la aerolínea dispone de un personal y logística para hacer realidad el vuelo. Si faltando 48 horas el cliente cancela y pide su reembolso, se generaría, tal incertidumbre en el número definitivo de viajeros que la única forma que tendrían las aerolíneas de ser viables es subiendo el precio de las tarifas.

Cuando un pasajero compra un tiquete adquiere un servicio de transporte aéreo, no una obligación, por lo cual tiene derecho a que le reembolsen su dinero.

 

¡CLARO QUE SI!!! Hoy día los clientes de VivaColombia tienen 48 horas corrientes para retractarse de la compra en todas nuestras tarifas, que como saben son 100% promocionales.

 


Comentarios