Actualidad, Deportes

El fútbol bailado de Colombia busca confirmación

Ha sido la sorpresa del mundial de Brasil 2014, cuando a lomos de James Rodríguez, en aquel caso la sorpresa del torneo a nivel individual, Colombia había llegado hasta los cuartos de final. El actual mediapunta del Bayern Múnich, que después de aquel mundial sería fichado por el Real Madrid por la cantidad de 80 millones de euros, se lució en prácticamente todos los partidos de la competición y marcó un golazo contra Uruguay en los octavos de final.

Las grandes actuaciones del 10 cafetero y de sus compañeros pintaron la que probablemente es la mayor obra de arte nunca vista en el marco del fútbol colombiano, mucho más que aquel 5 a 0 endosado a la selección argentina en los años 90 para los partidos de clasificación al mundial de EEUU 1994. La derrota contra Brasil en cuartos de final por la mínima desató las lágrimas de James y de sus compañeros, que decidieron que a partir de aquel momento habrían buscado una revancha histórica. El momento parece haber llegado ahora que el mundial de Rusia ofrece a Colombia un grupo no particularmente complicado aunque tampoco muy fácil con Polonia, Senegal y Japón.

Según los analistas de Sports Bwin, el conjunto entrenado por el argentino José Pekerman es el favorito para ganar el grupo H, aunque tendrá que sudar bastante sobre todo para imponerse sobre Polonia y Senegal.

Una de las grandes ventajas de la selección cafetera es que jugará el primer partido contra Japón, en teoría el rival más asequible de todos. Por lo tanto son muchas las posibilidades que los hombres capitaneados por Radamel Falcao empiecen el mundial con buen pie, es decir con los tres puntos, y puedan preparar bien los siguientes compromisos. Con el delantero del AS Mónaco como referente en el ataque, Pékerman intentará hacer hincapié en el juego a través de la posesión, con el balón como protagonista en pos de aquel fútbol bailado muy latino pero también vertiginoso que muchos colombianos manejan, como por ejemplo Juan Cuadrado, Juan Quintero y el mismo James. En defensa, además del barcelonista Yerry Mina, que busca un escaparate importante en el mundial después de meses de banquillo, están los expertos Óscar Murillo y Cristian Zapata. En el medio del campo será fundamental el trabajo de corte de Carlos ‘La Roca’ Sánchez, que tendrá que escoltar las acciones de los jugadores más creativos, mientras que Carlos Bacca se perfila como la primera alternativa a Falcao, aunque podría también formar ataque con él si el técnico argentino decide jugar con dos puntas.

Parece entonces haber llegado el momento de la verdad para Colombia, que tras los últimos fracasos en la Copa de América 2015 y 2016 necesitará una dosis de confianza y de buenos resultados para poder seguir creciendo. Volver a clasificarse para cuartos de final no será sencillo, pero Falcao y cia lucharán hasta el final para poder ser nuevamente la sorpresa del torneo más importante del planeta fútbol.

Previous ArticleNext Article

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *